frustration-1241534_960_720
Todos estamos emocionados a la hora de elegir qué vivienda va a formar parte de nuestro hogar para, probablemente, el resto de nuestras vidas. Tanto es así, que a veces nos dejamos guiar demasiado por las prisas en querer independizarnos y, al final, resulta que la casa de tus sueños no lo es tanto como creías.
Y es que, a pesar de no perder esa ilusión por encontrar tu vivienda ideal, sobre todo debemos pensar con la cabeza y estar pendiente de hasta el más mínimo detalle. Se trata de una casa, no de una prenda de ropa, tal vez lo que a simple vista te resulta insignificante, en el día a día puede ser un estorbo.
Como sabemos de lo que hablamos, te vamos a dar algunos consejos para que decidas comprar una vivienda con total seguridad.

– En primer lugar, te recomendamos que vayas a visitar la vivienda en el momento del día donde más ambiente haya por los alrededores. Sobre todo si se trata de una zona bastante transitada. Es importante conocer a qué ruidos te vas a enfrentar en tu día a día, así que, nada de concertar la cita a primera hora de la tarde ni en temporada vacacional.
– Ya estamos en la vivienda, ahora no tengas prisa. ¡Estamos hablando de futuro hogar! Paciencia y tómate tu tiempo para valorar todos los detalles, realizando todas las preguntas convenientes.
No solo compras el interior de la vivienda, sino también el exterior, es decir, ascensor, rellano, fachada, etc… Comprueba que todo está en perfecto estado. Tal vez se puedan avecinar obras pronto.
¿Conoces a los vecinos? No es que sea lo más importante, pero no está de más que tantees un poco el terreno antes de pisar la casa, es decir, que te informes de con quién vas a compartir paredes.
– No pierdas detalle de cada rincón del interior de la vivienda. El material, los acabados, el suelo, persianas…
Intenta no ir solo a la visita, pese a que el piso vaya a ser únicamente para ti. Si cualquier cosa se te escapa, no olvides que cuatro ojos ven más que dos.
Documentación en regla, como es el título de la ocupación, deudas pendientes, últimas reformas, gastos de la comunidad, último recibo del IBI…

¿Estás en proceso de compra de tu futuro hogar? Ten en cuenta todos estos aspectos e independízate estando seguro de lo que has hecho 🙂 y… ¡Hogar dulce hogar!

Leave a Reply